Glicina para concentración. Efectos secundarios del uso de glicina

La glicina es estructuralmente el aminoácido endógeno más simple. La glicina es producida naturalmente por nuestro cuerpo, pero también puede ser complementada y obtenida de los alimentos. Las deficiencias de este aminoácido son raras y las personas que padecen enfermedades metabólicas deben tomar medicamentos especializados con glicina. El uso hábil de la glicina no tiene efectos secundarios. Comprueba qué propiedades tiene la glicina en cuanto a actividad física y mantenimiento de la salud.

La glicina se usa ampliamente en la suplementación deportiva, el tratamiento de muchas enfermedades y la cosmetología. Es un componente de, entre otros el colágeno y la queratina, y sus preciosas propiedades, ayudan a mantener nuestro cuerpo sano y vital. Cuando se usa con habilidad, la glicina no tiene efectos secundarios, pero puede traer muchos beneficios para la salud.

Glicina: un ingrediente de muchos suplementos

Glicina (latín. acidum aminoaceticum) es un compuesto químico orgánico que forma parte de los 20 aminoácidos proteicos básicos. Se clasifica como un ácido endógeno y se encuentra principalmente en el colágeno (la glicina es 1/3 de los ácidos del colágeno) y en la queratina.
La glicina en el cuerpo se sintetiza a partir de colina, serina, treonina e hidroxiprolina. En el cuerpo humano, la glicina se encuentra principalmente en la piel, los músculos y el tejido conectivo de las articulaciones. La glicina es necesaria principalmente para que se produzcan cambios bioquímicos importantes en el hígado y los riñones en nuestro cuerpo.

Glicina - propiedades

La glicina muestra sus propiedades pro-salud, especialmente en la lucha contra ciertas enfermedades y enfermedades como insuficiencia renal, insuficiencia cardíaca, artritis, trastornos del sueño, fatiga crónica, úlceras de estómago, síndrome del intestino permeable, trastornos neuroconductuales y diabetes.

Además, la glicina favorece la absorción de calcio de los alimentos, sintetiza eritrocitos y hemoglobina, por lo que también ayuda en la lucha contra la anemia. Además, también mejora el funcionamiento del sistema nervioso y reduce la producción de ácido estomacal.

La glicina también se usa en enfermedades metabólicas, obesidad y enfermedades relacionadas con el sistema circulatorio. Numerosos estudios también indican que la glicina puede prevenir la formación de ciertos cánceres, especialmente los relacionados con la cavidad abdominal.

La glicina también tiene propiedades que alivian el estrés, la ansiedad, la ansiedad e incluso la esquizofrenia y los trastornos mentales graves.

Glicina: beneficios en el entrenamiento

La glicina es necesaria para la síntesis de creatina, que transporta la energía ATP directamente a los músculos. La creatina llena las células musculares, por lo que la glicina contribuye indirectamente a su crecimiento y mejor hipertrofia. Además, la glicina estimula la producción de hormonas esteroides que controlan el gasto energético del cuerpo.

Este aminoácido endógeno también es necesario para la producción de colágeno, que no solo afecta la firmeza de la piel y la durabilidad de las uñas. El colágeno es el componente principal de las articulaciones, ligamentos y cartílagos, y la gran cantidad de esta proteína en el cuerpo los hace flexibles y duraderos. El colágeno consiste en aproximadamente un tercio de glicina, por lo que será excelente para nuestro cuerpo en términos de salud de las articulaciones y los huesos.

La glicina también afecta el tratamiento de los llamados síndromes metabólicos. Reduce la cantidad de ácidos grasos en el hígado, regula la presión arterial y normaliza el nivel de insulina y triglicéridos en la sangre. Además, la glicina reduce el estrés oxidativo en los vasos sanguíneos debido al aumento del nivel celular de glutatión.

Glicina - dosificación

No existen pautas que sugieran una cantidad diaria recomendada de glicina para el consumo. Numerosos estudios científicos han demostrado que la glicina se puede usar en dosis de hasta 60 gramos al día, pero nunca debe elegir la dosis de los suplementos usted mismo. Este suministro está destinado a personas que padecen enfermedades relacionadas con el metabolismo de la glicina.

La mayoría de nosotros no sufrimos de deficiencia de glicina porque este aminoácido se puede encontrar en la mayoría de los alimentos que comemos, tanto de origen animal como vegetal. Al considerar la suplementación con glicina, los médicos generalmente recomiendan una dosis más suave, es decir, 15 gramos al día, para empezar.

Glicina: efectos secundarios por exceso y deficiencia

Los efectos del exceso y la deficiencia de glicina en el organismo pueden convertirse en enfermedades graves relacionadas con el metabolismo de la glicina. Los más graves son:

  • Hiperglicinemia no cetogénica: es una enfermedad genética. Hace que el cuerpo acumule demasiada glicina, especialmente en la sangre y el líquido cefalorraquídeo.
  • Glicinuria: es una enfermedad que involucra trastornos de la reabsorción de glicina en los túbulos del riñón. Esto estimula el aumento de la excreción de glicina del cuerpo y da como resultado una deficiencia de este aminoácido en la sangre.
  • Hiperoxaluria primaria: es una enfermedad que involucra un trastorno del catabolismo del glioxalato, que se forma por la eliminación de glicina. La oxidación de glioxalato a oxalato resultante de la desaminación causa urolitiasis y nefrocalcinosis. Esta enfermedad puede ser fatal por insuficiencia renal y presión arterial alta.

Las deficiencias de glicina no son comunes y no siempre pueden ser el resultado de una enfermedad grave. La deficiencia de glicina en el cuerpo a menudo puede ser causada por una dieta baja en proteínas, por lo que es muy importante tener una dieta sana y equilibrada.

Glicina: fuentes de glicina en los alimentos

La glicina se puede encontrar en muchos productos alimenticios, tanto de origen animal como vegetal, que incluyen:

  • semillas de calabaza
  • cacahuetes y nueces
  • semillas de sésamo
  • Avena
  • semillas de lino
  • pescado de mar (salmón, fletán, caballa)
  • lentejas rojas y frijoles blancos
  • espinaca y col rizada
  • yemas de huevo
  • queso
  • yogur natural
  • alforfón
  • mariscos
  • aves de corral
  • carne de vaca

Glicina - uso en suplementación

La glicina como ingrediente en suplementos para personas físicamente activas será excelente para acelerar la regeneración muscular e inhibir la degradación de las proteínas musculares. La glicina también puede ayudar a mantener la masa muscular, especialmente en los ancianos, ya que estimula las hormonas del crecimiento.
La glicina también aumenta la eficacia de los neurolépticos y también apoya el trabajo del sistema digestivo durante el tratamiento con algunos fármacos potentes. La glicina ayuda a tratar enfermedades como la depresión y ayuda a tratar la epilepsia.

 

Vale la pena señalar que la persona promedio, que se preocupa por una dieta equilibrada y saludable, no necesita suplementos adicionales de glicina.

Este precioso aminoácido también ayuda a regular el azúcar en sangre y a reducir la somnolencia y la fatiga. Además, contribuye a mejorar la calidad del sueño, aumentar la concentración y mejorar los procesos de pensamiento. Como suplemento dietético, también puede ser utilizado por personas que luchan contra la obesidad o el sobrepeso, ya que apoya los procesos metabólicos en nuestro cuerpo.

La glicina se encuentra principalmente en el colágeno y la queratina. Por esta razón, se utiliza a menudo en medicina y cosmética. El colágeno es responsable de la piel firme y elástica, y la glicina que contiene apoya los procesos rejuvenecedores que tienen lugar en nuestro cuerpo. Por otro lado, la glicina como ingrediente de la queratina es perfecta como acondicionador para el cabello seco y dañado. También será recomendado para quienes tienen uñas débiles, quebradizas y piel seca.

Etiquetas:  Nutrición Ejercicio Recreación