5 consejos para correr y evitar resfriarse

¿Cómo correr para evitar resfriarse? Definitivamente no debes comenzar tu aventura corriendo en invierno, porque un cuerpo no preparado puede fallar en obedecer rápidamente. Aquellos que comenzaron a entrenar unos meses antes solo deben hacer algunos cambios en su entrenamiento para prevenir posibles enfermedades. Aquí tienes 5 consejos para correr en otoño e invierno sin resfriarte.

Se dice que no hay mal tiempo para correr, solo ropa inapropiada. En nuestro clima, podemos correr en casi cualquier clima. Las temperaturas por debajo de -20 grados son raras. Durante el invierno, puedes ver más y más corredores, lo que puede ser reconfortante.

Utilice algunos consejos para correr al aire libre de manera saludable y segura, incluso en los días fríos.

1. Para no resfriarse, póngase aros de cebolla

El principio de vestirse para trotar es simple y se conoce desde hace mucho tiempo: la "cebolla".En los días más fríos, vístase en capas, que van desde una camiseta deportiva que capilariza el sudor, pasando por un forro polar ligero, hasta una chaqueta. Para ello debes disponer de gorro y guantes. Vale la pena reemplazar los calcetines cortos por unos más largos y gruesos. Hasta un 30% del calor puede escapar por los pies y las manos, e incluso un 40% por la cabeza. Recuerde no exagerar el grosor de las capas individuales.

Calentar antes de correr nos permite sentir de 5 a 10 grados más que en el exterior. La ropa interior termoactiva es una buena solución para los más grandes entusiastas que corren en varios o una docena de grados de escarcha. Proporciona una termorregulación adecuada, protegiendo contra el frío y el sobrecalentamiento. Esto definitivamente mejora la comodidad del entrenamiento.

2. ¿Corres en invierno? Invierte en una buena chaqueta

La ropa de abrigo protege contra el viento y la lluvia. Una chaqueta decente eliminará la humedad del cuerpo y evitará el sobrecalentamiento o la caída. Elijamos una chaqueta que, además de un material de buena calidad, tendrá capucha y bolsillos con cremallera. Gracias a esto, podemos llevar la llave del apartamento o pañuelos.

Lea también: Una dieta saludable para un corredor principiante [COMIDA] Trotar y adelgazar. ¿Cuánto peso puedes perder? Correr: un compendio de conocimientos para principiantes (dar, entrenar, calorías)

3. Las bajas temperaturas significan un funcionamiento más lento

Cuanto menor sea la temperatura del aire, menor será el ritmo al que debemos correr. ¿Por qué? El punto es no sudar tan intensamente. Recuerda que inhalamos el aire helado, que se resfría fácilmente en contacto con el cuerpo caliente.

4. El calentamiento de otoño / invierno debe ser más largo que el de verano.

Cuando la temperatura no mima sus músculos, es más difícil calentar y estimular sus músculos. Para no tensarlos y no arriesgarnos a lesionarnos, no nos volvamos locos con un arranque rápido. Empecemos por los ejercicios de estiramiento estático, aumentando gradualmente su intensidad. El calentamiento de otoño / invierno debería durar unos minutos más que el de verano.

5. Beba más en otoño e invierno que en verano.

Independientemente de la temporada, debe recordar traer su bebida. El aire frío seca más, por lo que es posible que necesitemos incluso más líquidos.

Lea también: ¿Se puede hacer ejercicio con un resfriado? Hacer deporte durante un resfriado

Etiquetas:  Nutrición Capacitación Recreación